El Gobierno de Alberto Fernández recibió este martes un nuevo golpe de parte de la realidad económica: el INDEC difundió esta tarde el índice de inflación de octubre, que fue de 6,3%, por debajo de las proyecciones de la mayoría de los analistas del mercado, que estimaban el alza del costo de vida entre un 6,5% y un 6,7%.

Con el nuevo dato conocido hoy, la inflación de los primeros diez meses del año alcanzó a 76,6%. En tanto, la inflación interanual (de los últimos 12 meses) llega al 88%. Este último dato es el peor que se tiene registrado desde el año 1992, treinta años atrás, cuando en enero el acumulado anual había sido del 76%.

Más cerca en el tiempo, durante la presidencia de Mauricio Macri, en mayo de 2019 la inflación interanual tocó un pico de 57,3%.

Según el INDEC, la inflación tuvo un ligero repunte en octubre.

Inflación de octubre: las mayores subas de precios del mes

La división Comunicación (12,1%) fue la de mayor aumento en el mes –explicado principalmente por la suba de los servicios de telefonía e internet–, seguida por Vivienda, agua, electricidad, gas y otros combustibles (7,5%), sobre la que destacó el incremento de los servicios de electricidad y gas por la segmentación tarifaria.

Durante octubre, también sobresalen los aumentos salariales de trabajadores de casas particulares, con impacto en Equipamiento y mantenimiento del hogar (4,9%); la cuota de la medicina prepaga, que incidió en la división Salud (7,1%); las subas de peajes y combustibles, y el arrastre que dejó el alza de las tarifas del transporte público en septiembre, que impactaron sobre la división Transporte (4,5%).

La suba de Alimentos y bebidas no alcohólicas (6,2%) fue lo que más incidió en todas las regiones, destacándose el aumento de Verduras, tubérculos y legumbres; y Frutas.

A nivel de las categorías, lideró el alza mensual Estacionales (9,0%) –explicada en parte por las mencionadas subas de Verduras, tubérculos y legumbres, y Frutas–, seguida por Regulados (7,4%) y, por último, IPC Núcleo (5,5%).

Los aumentos, según rubros. La suba de tarifas se hizo sentir en la medición de inflación de octubre.

Los precios vuelven a recalentarse en noviembre

Desde distintas fuentes, la información se complementa: los precios de los alimentos volvieron a recalentarse en las últimas semanas, a pesar de la intención del Gobierno por mostrar una tendencia bajista de la inflación.

La dinámica adquiere una particular visión política: el ministro de Economía, Sergio Massa, se había puesto como objetivo un índice mensual que empiece con «5», algo que luce cada vez más lejano.

En las últimas horas hubo dos datos cruzados -uno de la ciudad de Buenos Aires y otro del conurbano bonaerense-, que demostraron el recalentamiento de los precios.

El Gobierno de la Ciudad informó que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) de octubre en el distrito registró una suba del 7%. En la CABA, la inflación acumula un alza de 72,9% en el año y alcanza al 84% en relación a igual mes de 2021, según informó la Dirección General de Estadística y Censos de la Ciudad.

La inflación en el conurbano

Los datos pertenecen a Isepci, la organización que desde hace años mide la evolución de los precios en los pequeños comercios del conurbano bonaerense.

El registro es elocuente de lo que sucede en los barrios cercanos a la Capital.

El Gobierno de la Ciudad informó que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) de octubre en el distrito registró una suba del 7%

«Según el relevamiento de los 57 productos de la Canasta Básica de Alimentos (CBA) que realizamos mensualmente desde el Índice Barrial de Precios en 900 comercios de cercanía ubicados en 20 distritos del conurbano bonaerense, durante el mes de octubre el aumento de los precios fue del 7,74%», reportó el documento del Isepci, que dirige Isaac Rudnik.

Para tomar dimensión del impacto de esa suba de los precios, Isepci calculó el valor de la canasta básica alimentaria y su evolución mensual.

«Una familia de dos personas adultas y dos hijos/as pequeños/as que en septiembre necesitaba $55.172,38 para adquirir sus alimentos indispensables, un mes más tarde requería $59.443,67, o sea que necesitó agregar $4.271 más a su presupuesto para adquirir los mismos productos y evitar caer por debajo de la línea de indigencia».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × 1 =