“Tristes, pero en paz. Se lo debíamos a Marcelo”. Fabián Longhi resumía así sus sentimientos y los de su familia después de conocer la sentencia del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) N°2 de Mercedes que condenó a la pena de prisión perpetua a Ramón Flores y Pablo Javier Achard al encontrarlos culpables del homicidio de su hermano Marcelo Longhi, un exrugbier y presidente del Club Municipalidad de la Ciudad de Vicente López, institución más conocida como VILO, en el momento del crimen, en enero de 2022.

Los jueces Juan Miguel Tillet, Pablo Vieiro y Juan Manuel Renaud Mass sostuvieron en su fallo unánime que el crimen de Longhi fue cometido con alevosía. Hoy, cuando se leyó el veredicto condenatorio, ni Flores ni Achard estuvieron presentes en la sala de audiencias. Sí estuvieron los familiares y amigos de la víctima.

“A mí me dio alivio no tener que verles más la cara [a los asesinos]. Es muy difícil poder estar indiferentes y convivir [dentro de la sala de audiencias] con estas personas que nos hicieron tanto daño”, afirmó el hermano de la víctima.

Achard, amigo y socio de la víctima, pasó de ser un testigo clave a ser condenado por el homicidio. A Longhi lo mataron en un campo del paraje La Verde, en la localidad de Tomás Jofré.

“Con todas las pruebas ofrecidas ha quedado demostrada la responsabilidad penal de ambos acusados en el crimen”, había afirmado el fiscal Guillermo Lennard en su alegato ante los jueces.

Alegatos homicidio VILO

El cuerpo de Longhi, asesinado el 12 de enero de 2022, había sido hallado a la vera de la ruta 47, a 8,5 kilómetros de Luján, en la caja de la camioneta 4×4 que solía utilizar. Desde un primer momento, los investigadores judiciales y policiales sospechaban que el lugar donde fue encontrado el cadáver no había sido la escena del homicidio

El lugar del crimen fue la Cabaña Los Amigos, en el paraje La Verde, en la localidad de Tomás Jofré, en el partido de Mercedes, donde la víctima y Achard, propietario de una empresa de seguridad en Vicente López, tenían un emprendimiento ganadero. Flores era el casero del campo. Ambos sospechosos había sido procesados con prisión preventiva por el delito de “homicidio simple”.

Cuando todavía no estaba bajo sospecha y declaró como testigo, el socio de Longhi intentó desviar la investigación. Dijo que la última vez que había visto a su amigo fue cuando le entregó 140.000 pesos para concretar la compra de tres novillos en el partido de Navarro.

Giro inesperado: detuvieron al socio del presidente del club VILO

“Tras analizar la información que se pudo recuperar de la computadora y del teléfono celular de la víctima, se determinó que en ningún momento tuvo negociaciones para comprar novillos o terceros con criadores de la zona de Navarro”, habían dicho en su momento a LA NACION fuentes del caso.

En su alegato, el abogado Alejandro Broitman, representante de la familia de la víctima, había sostenido que los acusados “abusaron del vínculo y la confianza de Achard para engañarlo y tenderle una emboscada con la finalidad de darle muerte a Longhi”. El letrado también pidió la pena de prisión perpetua.

La defensa de Achard estuvo a cargo de los abogados Diego Storto y Elizabeth Lires, quienes sostuvieron que no compartían la acusación ni la valoración de la prueba del Ministerio Público Fiscal y del particular damnificado y solicitaron la absolución del socio y amigo de la víctima, según informaron fuentes judiciales.

Los defensores de Flores, Marcelo Constantino y Carolina Caliva Hara, también pidieron la absolución de su asistido.

Según informaron fuentes judiciales, tras una de las audiencias del debate, uno de los testigos fue acusado de falso testimonio. Se trata de una persona que “subarrendaba el campo” donde la víctima y Achard tenían el emprendimiento ganadero. Reconoció que, un día antes de su declaración, había estado de visita en la cárcel donde cumple la prisión preventiva el socio y amigo de Longhi. Tras una serie de contradicciones, se ordenó su detención, explicaron los voceros consultados.

“Estar frente a los asesinos fue de terror. Estar al lado de estas lacras fue de una gran impotencia y un momento desagradable, pero se lo debemos a mi hermano, que era una persona ejemplar. Todo lo que estamos haciendo es por él”, sostuvo la semana pasada, tras los alegatos, el hermano de la víctima

Por Prensa Pura Digital

DIARIO DE VILLA LA ANGOSTURA Y REGIÓN DE LOS LAGOS. NEUQUÉN.

Publica Aquí En Breve….te contamos más….